‘We bring a new perspective into the game of Padel’ – Patricia Martínez

5 minutos de lectura
Publicado el 5/24/22

Nada puede borrar la sonrisa del rostro de Patricia Martínez, 20 años, cuando habla entusiasmada de los últimos meses.

Se mudó a Mallorca para incorporarse a la Academia de Rafa Nadal el pasado mes de noviembre como su primera jugadora de pádel profesional y declara que desde entonces está absolutamente feliz. Y en la actualidad ocupa el puesto núm. 56 en los rankings del WPT  (World Padel Tour).

Sin embargo, también admite que la idea de abrir camino para jugar en la academia de la mayor estrella del tenis de todos los tiempos, la intimidaba un poco al principio. "Todo el mundo realizó un gran esfuerzo para traerme aquí y no quería decepcionar a nadie", declara.  "¡Soy la primera jugadora de pádel en la academia de Rafa! En ese momento mi equipo me dejó muy claro que yo marcaría el ritmo y que ellos estarían siempre a mi lado.

"También estoy agradecida de contar con el apoyo de un psicológo deportivo. Me permite hablar, reflexionar y relajarme: todo el mundo quiere que ganemos, pero no hay que tener prisa y disfrutar del viaje."
 

Ningún truco de la mente

 

Patricia cree que lo que está aprendiendo en las sesiones de terapia deportiva no es solo un truco de la mente: refleja el espíritu de su completa experiencia en la Academia de Rafa Nadal. "Se trata de una reunión de mentes, una oportunidad de alcanzar el autoconocimiento y de vivir la satisfacción de encontrar juntos el camino hacia el éxito," comenta. "Y todo con el apoyo crucial de Babolat", que, según sus propias palabras, no solo ha hecho viable financieramente su deseo de perseguir su sueño, sino que ha ido más allá en su apoyo tanto a ella como a otros muchos. 

"En la academia todo el mundo recibe el apoyo de Babolat, incluso el propio Nadal. Es una marca que siempre me ha encantado. Han sido muy respetuosos con mis acuerdos comerciales previos: no tenía ninguna duda. Quería colaborar con ellos lo antes posible." 

Tiene un vivo recuerdo del primer día que visitó la academia en Mallorca, el lugar que se convertiría en su nuevo hogar. Cuando todavía estaba dándole vueltas a su decisión, vio las nuevas pistas de pádel que podía tener a su disposición y sintió una inmensa alegría: en esa fracción de segundo su decisión estaba tomada. 

Al poco tiempo todo empezó a funcionar: lo primero las pruebas físicas que abrirían el desafiante camino hacia un intenso programa de entrenamiento destinado a mejorar su potencia y su fuerza. Aunque comparte gimnasio con jugadores de tenis, cuenta con un entrenador personal exclusivo que adapta su entrenamiento a sus necesidades concretas como jugadora de pádel. "No puedes encontrar estas máquinas en ningún otro sitio," explica, "porque su precio es muy alto y están diseñadas específicamente para nosotros."

El nuevo torneo como "momento culminante"

 

Nada se deja al azar: desde la salud mental a la forma física. Patricia es consciente de que en unos meses ha mejorado de forma drástica. Echando la vista atrás, hacia la época anterior a la academia, se da cuenta de que su tendencia era darse prisa por ganar el punto y esto no la ayudaba en sus resultados. Su nuevo equipo la ha impulsado a cambiar de enfoque por primera vez para convertirse en una jugadora más segura. 

"Creo que ser la primera jugadora de pádel aquí ha sido muy positivo. Evidentemente yo estaba muy ilusionada con empezar aquí algo nuevo, pero ellos estaban igual de emocionados con comenzar a entrenar a una jugadora de pádel profesional y joven. Y esta ilusión nos permitió crear un proyecto común.  Juntos aportamos una nueva perspectiva al juego.

Del 23 al 29 de mayo de 2022, por primera vez en su historia, la Academia de Rafa Nadal va a organizar en sus instalaciones un evento del WPT: el TAU Cerámica Mallorca Challenger. 

Patricia marcó esta fecha en su calendario hace mucho tiempo. Para ella este va a ser el momento culminante en el que debe demostrar que el compromiso adoptado por la academia de Rafa Nadal y Babolat ha merecido la pena. "Este es el evento más importante que he preparado durante este año. Mi familia va a venir a verme competir en casa, acompañada de mis nuevos amigos que me dan su apoyo constante. ¡Va a ser genial!"

Va a estar en el punto de mira como la jugadora que representa el espíritu y el potencial de esta nueva sede para el pádel.  No obstante, Patricia Martínez confía en que ya posee las herramientas necesarias para enfrentarse al hecho de ser el centro de atención y está decidida a vivir intensamente este nuevo hito en su ascendente carrera.